Elecciones en Chihuahua

December 24, 2015

El primer domingo de junio de 2016 habrá elecciones en el Estado de Chihuahua, en donde se elegirán al gobernador, al congreso local y a los ayuntamientos y síndicos. Creo que esta elección va a ser atípica, a lo menos eso es lo que deseo.

Lo atípico de esta elección lo provocarán varios factores, el más importante de todos, es el hartazgo ciudadano en contra de los funcionarios del PRI que han dominado al Estado de Chihuahua en su mayoría, prácticamente desde que regresó el PRI al poder en 1998, hace ya casi veinte años.

El PRI gobernando Chihuahua se ha caracterizado principalmente por el regreso de un autoritarismo acendrado en donde el gobernador en turno no respeta la ley, y domina por completo los tres poderes del estado y prácticamente a todos los municipios, con la excepción de algunos que han sido gobernados por el PAN. El Municipio de Juárez, lo gobernó el PAN hasta 2001 y el de Chihuahua, lo perdió el PAN en 1995, lo recuperó en dos administraciones y lo volvió a perder desde 2007.

La administración del PRI que está por terminar en octubre de 2016, ha sacado el campeonato en corrupción, al grado de que han prácticamente desaparecido 16,000 millones de pesos, casi mil millones de dólares, de los recursos obtenidos por préstamos para obra pública y carreteras.

El Estado de Chihuahua es el tercer estado más endeudado del país y el primero en deuda per cápita. En el Estado prácticamente ha desaparecido la división de poderes, en donde el gobernador cambia la constitución a su antojo, dominando a todos los partidos de oposición. Inclusive, con el PAN sacó las autorizaciones para la mayor parte del endeudamiento del Estado.

Recientemente, un caso emblemático de dominio es que el Presidente del Supremo Tribunal de Justica renuncia a su cargo para suplir al Secretario de Educación que renunció para aspirar a la postulación del PRI a la gubernatura, esperándose que regrese a ocupar su cargo en el Tribunal si no se da esta postulación.

Por todo esto, la ciudadanía está ansiosa para que suceda un cambio en la conducción política del estado e ilusamente espera a que surjan las candidaturas independientes, desconociendo que el gobernador del estado ha impulsado la imposición de candados a estas candidaturas, imposibilitándolas mediante múltiples impedimentos que consideramos insalvables.

Ante este escenario posible, existe el reto para las candidaturas resultantes de los partidos de oposición de realizar alianzas con la ciudadanía hacia la obtención de simplemente un buen gobierno, que respete la ley, que sea abierto al diálogo constante con la gente y conduzca los deseos ciudadanos hacia la obtención de condiciones que les permita su pleno desarrollo.

Sin embargo, este reto es enorme, ya que debe de sobrepasar la decepción de múltiples candidaturas independientes que no se lleguen a realizar ante la imposibilidad de su registro, por la trabas impuestas por el gobernador, mismas que han sido declaradas como constitucionales por la Suprema Corte de Justicia, y deben generarse acuerdos entre partidos de oposición, en base a consensos con las dirigencias nacionales, porque gran parte de las dirigencias locales están cooptadas por un gobierno corruptor.

Lo que sí es una certeza, es que si la decepción ciudadana se vuelve a convertir en abstención en la participación en los comicios, tendremos de regreso a un gobierno priista que garantizará la continuación del abuso del poder, la corrupción y el mal gobierno.

Por todo esto, debe de haber previamente un gran consenso entre los ciudadanos de buena fe que participan en este amplio proceso de renovación de poder, para coordinar una oposición responsable, provenga o no provenga de los ciudadanos que pretenden postularse por la vía apartidista o por los que lo quieren hace por vía de los partidos políticos.

Please reload