Porque

July 7, 2017

Diario de un reportero

 

 

1. Porque hacen las cosas al revés y anuncian que están investigando a tres periodistas en vez de investigarlos con discreción y acusarlos de algo si encuentran pruebas. Casi igual que antes, cuando los políticos aprovechaban para saludar con quepís ajenos y anunciaban que el ejército iba a poner retenes en un tramo de carretera.

 

2. Porque anunciar que se investiga a tres periodistas de la zona Veracruz-Boca del Río sirvió para ganar presencia en los medios y terminó por alertar a los presuntos y por preocupar a muchos, pero no sirve para nada más.

 

3. Porque extraña que el gobernador haga declaraciones sobre investigaciones en curso, asunto que en todo caso le corresponde a la Fiscalía General del Estado y no al titular del poder Ejecutivo, que sin duda tiene otras cosas importantes que hacer. Cualquiera pensaría que en Veracruz la autoridad de los tres poderes se concentra en una sola persona.

 

4. Porque así era antes también. Y antes de antes, aunque en esos tiempos la violencia era otra cosa. Creo que ahora no sabría explicar lo que está pasando porque nunca se me había ocurrido que un estado (o una nación, como podría suceder con México si no se actúa pronto) pudiera ser rehén de delincuentes.

 

5. Porque igual que muchos, tengo hipótesis basadas en lo poco que se sabe, y podría ofrecer opiniones más o menos informadas, pero hasta ahí. En todo caso, no se pueden esperar resultados de estrategias que hasta la fecha no han funcionado, ni es lógico pensar que el resultado va a a ser diferente si se siguen haciendo las cosas como siempre.

 

6. Porque hay muchas voces discutiendo el tema en muchas partes, de muchos modos. Tal vez si uno pudiera leer todas las opiniones y escuchar todos los puntos de vista, y si uno tuviera acceso a información pertinente, confiable, tendría un parecer distinto, una visión más clara. Pasa lo contrario: un gran número de personas no busca información para saber sino para confirmar lo que piensa, y encuentra eso en las redes sociales.

 

7. Porque quizá eso explique el entusiasmo con el que el gobierno de Veracruz recurre a las redes sociales para hacer públicos sus mensajes y dar a conocer sus decisiones. Después de todo la mitad de los habitantes de Veracruz tiene acceso a internet y tres de cada cuatro personas usa un teléfono celular.

 

8. Porque el entusiasmo no implica que una cosa se va a cumplir o se va a hacer.

 

Y todavía no se sabe a cuánto asciende la deuda de Veracruz.

Please reload