Hipocresía

July 29, 2019

 

El siglo pasado Cosío Villegas criticó al PAN por ser un partido sin ideas ni personalidades, es un partido cuya carrera consistió en criticar. Han pasado muchas décadas desde la critica rotunda y aunque el PAN llegó al poder, la presidencia en dos ocasiones, varias gubernaturas, muchas alcaldías y muchos legisladores federales y locales, al parecer no ha cambiado mucho. El PAN puso en marcha un sistema de moches, o sea, sobornos que entregaban los beneficiarios de fondos federales manejados por diputados panistas, mucho predicar para caer hipócritamente en el mismo juego de los priistas.

El PAN vendió plazas a los criminales agravando la crisis de gobernabilidad en el país, mientras hipócritamente llamaban a recuperar los valores para una mejor convivencia social.

El PAN intentó a toda costa debilitar la educación pública e impulsar las escuelas confesionales.

El PAN es enemigo de la representación social, le han declarado la guerra a sindicatos y organizaciones campesinas. Todo eso mientras hipócritamente nos hablan de libertad y bien común.

Ahora, el PAN votó aprobando una aberración política para ampliar el plazo de gobierno en Baja California de 2 a cinco años, pero hipócritamente exige claridad sobre lo que aprobaron. Podrían empezar por explicarnos las razones de su voto, que parecen tener muchos ceros y signo de pesos.

El PAN es una oposición de pacotilla, son chantajistas y buscan llegar al poder para beneficiarse en lo personal, carecen de propósitos superiores o un modelo de país alejado de las normas de corrupción que ellos han apoyado y ampliado. Y lo peor del caso, es que aplastan a la sociedad porque le temen a la gente que piensa y opina.

México merece y necesita una oposición inteligente y honesta, sea de derecha o de izquierda.

Please reload