El dilema de hacer lo correcto: ¿Salud o Economía?

March 24, 2020

Última Instancia

 


Realmente el actual gobierno tiene un gran dilema que dilucidar ante la pandemia del Covid-19, ¿o se enfoca en proteger la saludo o protege la economía?

 

Pero, quiero antes dar mi perspectiva sobre lo que ha venido sucediendo con esta pandemia. En primer término, se me hace muy sospechoso e increíble de cierta manera, que México, formando parte del Subcontinente de América del Norte, teniendo amplísimos nexos con los Estados Unidos, tenga un nivel tan bajo de caso de personas contagiadas por el Covid-19. Parecería que los “detente” de AMLO están surtiendo resultados.

 

Más aún, se me hace sospechoso que los representantes de la OMC en México no custionen nada de estos bajos números.

 

¿Cómo se explica que en un país como México que tiene su sistema de salud francamente desorganizado, existan, conforme a los datos oficiales de la OMC, solo 251 casos de personas con Covid-19, mientras que en países alejados de Norte América, con poblaciones mucho más chicas que México haya más casos (Ecuador 532, Perú 318), y otros países tengan, proporcionalmente al tamaño de su población, más contagios que México (Colombia 196, Costa Rica 117, Argentina 225, Panamá 245)?

 

Interpreto, que, simplemente, no se están haciendo las pruebas. Por ejemplo, en Ciudad Juárez, con una población de más del doble que su vecina ciudad de El Paso, Texas, tenga al 23 de marzo, solo dos casos de infección reportados, mientras El Paso, tiene más del doble de contagiados que Ciudad Juárez. Y eso

que si algo se ha criticado de los Estados Unidos es que no están haciendo las pruebas necesarias.

 

Ahora bien, ¿Por qué es importante hacer las pruebas de infección del Cobid-19? Pues, para poder determinar los flujos de contagio y aplicar medidas más dirigidas para contener la pandemia.

 

Ahora bien, si en México se adujera que por carecer de los recursos necesarios no se pueden realizar las pruebas (aunque sí tenemos los recursos para aplicarlas masivamente pero no hay la voluntad para hacerlo), entonces es necesario aislar masivamente a la población.

 

Tampoco podemos decir que somos campeones al respecto, aunque finalmente, las autoridades educativas, así como el gobierno de CDMX y otras entidades han determinado hacer grandes cierres de actividades, los está haciendo tardíamente.

 

Aunque por los contagiados reportados, oficialmente estamos en la Fase 1 de la pandemia. ¿Entonces por qué aplicamos protocolos de la Fase 2, a pesar de que la Secretaría de Salud ha mencionado que ello no es adecuado?

 

Bien, el gobierno nos ha dicho que el aplicar medidas drásticas para aislar la pandemia implica afectar gravemente a la economía. Si vemos que en México tenemos una economía informal de alrededor del 60%, integrada por personas que viven al día, tenemos que aquilatar que si seguimos con la política de la avestruz de no darle la dimensión adecuada al problema, en última instancia terminaremos afectando gravemente a la economía (véase el ejemplo de Italia).

 

Así que debemos tomar el toro por los cuernos y aplicar el número de pruebas necesario para controlar la diseminación de la pandemia.

 

La principal función del Estado es dar seguridad a sus habitantes, y la salud es primordial para que haya bien común en un país. Si tememos afectar la economía tomando medidas para proteger a la salud, es imperativo que ésta tenga prevalencia sobre aquella, ya que eventualmente si tenemos un país colapsado por problemas de salud, nuestra economía se va a afectar.

 

Es por ello por lo que nuestro gobierno tiene que actuar con sabiduría, haciendo a un lado su agenda populista y electoral, para enfocarse en su principal función, que es la de darnos seguridad, empezando por la salud.

 

Hemos dado de sobra pruebas contundentes de que nuestra sociedad responde más rápidamente que el gobierno. Por ello, el gobierno tiene que aprovechar ese dinamismo para hacer lo correcto y enfocarse en proteger nuestra salud.

Please reload