Sarcasmos

En las crisis económicas como ésta que ya comenzó y será la más profunda, prolongada y extensa experimentada jamás por la humanidad, el dinero se destruye, pero la riqueza no, solamente se redistribuye.

LEYES MEXICANAS

Un queridolector regio me dice respecto de los textos del doctor José Luis Camba (“Los programas ambientales de México son ilegales”, publicados en esta columna ayer y antier, y los cuales confío en que las autoridades ignoren olímpicamente, como hacen habitualmente con cuanta cosa no embona con sus ocurrencias, caprichos y arbitrariedades): “A un amigo de la infancia de la familia Kane de Tubacero, lo invitó el presidente Salinas (1988-1994) a acompañarlo en una visita a Japón, quesque para tratar un posible tratado comercial entre Japón y México. El ministro japonés pide le concedan un momento antes de comenzar el programa oficial para que escucharan las palabras de un Dr. XYZ del equipo de analistas japoneses, quien quería presentar un breve reporte sobre sus trabajos incompletos. El Dr. XYZ era un gran conocedor de las leyes de México. Lo que hacía como primer paso era verter las leyes correspondientes a un análisis en computadora y sujetarla a un Truth Table (en español sería como una “Tabla de evaluación lógica de la verdad de lo vertido a análisis”). El Dr. XYZ estaba muy apenado por no haber logrado lo que quería, y por lo tanto poderlo comentar para recibir observaciones o alguna sugerencia que le ayudara; para él debería ser algo muy simple de lograr.

Explicó que comenzó con el código fiscal, pues a final de cuentas se trata de conceptos que deben reflejarse en números. Su Truth Table correspondiente debiera ser muy sencillo a comparación con otras leyes a estudiar, pero no había podido lograr que la ley fiscal se pudiera integrar al Truth Table sin grandes lagunas o improvisaciones supuestas sólo para poder montar la dicha ley en el sistema de Truth Table. Parece que los japoneses hacen esto normalmente para todas sus leyes: deben aguantar la prueba de un Truth Table.

El Dr. XYZ estaba muy decepcionado de que la tal ley no cumpliera con un Truth Table, y ni siquiera lo había intentado con otras leyes que pudieran ser menos arduas para una investigación de Truth Table. Finalmente terminó dando disculpas por su incapacidad de terminar su cometido. Dijo ‘I find that I have to use too many Dirac Delta Functions to make the table sum correctly’”. El episodio se cerró con un estruendo de aplausos, pues ninguno de los presentes sabía qué era una Dirac Delta Function. En resumen, el Dr. XYZ no podía lograr que la ley mexicana en análisis cumpliera los elementos de certeza de un Truth Table... sin usar un exceso de Dirac Delta Functions. En esos marasmos se insertan no sólo los jueces, sino los tribunales colegiados y hasta la Suprema Corte. Y no lo digo sólo de México, sino de casi cualquier país. En el sistema de derecho en países de habla inglesa se acostumbra el Common Law (que ya tampoco es tan common, o sea simple y entendible por las personas), cuyos principales fundamentos están en el libro Black’s Law Dictionary (http://bit.ly/29fvvP9). Ahí viene un nutrido

contraste entre países Common Law y Civil Law; es un enjambre de citas y de sistemas de leyes, sin entrar en las asiáticas. Es un cuento de nunca acabar. México no es un Civil Law Country, aunque así se suele clasificar, pues trae una ristra de cosas desde la Colonia hasta el presente y a cada rato le echan un ratón más al caldo”.

SURREALISTAS Y LÓGICOS

En síntesis, los sistemas jurídicos son siempre y en todas partes un absoluto enredo surrealista, unos más “piores” que otros, como queda claro en los marcos “legales” (ilegales, en realidad) de los programas ambientales mexicanos como el de “verificación vehicular”. Es por eso que dichos sistemas encajan perfectamente con países surrealistas como México, mientras que sacan chispas en países lógicos como Japón.