Sarcasmos

Sé serio: echa desmadre.

RADIACIÓN

El mega conspiranoico Benjamín Fulford (una de mis fuentes más divertidas) vive en Tokio desde hace 20 años, cuando era ahí el editor en jefe de la revista Forbes, y ya es japonés nacionalizado. Don Benja lleva un detector Geiger a todas partes, y dice que nunca ha detectado ninguna radiación atómica en toda la isla. O sea que las noticias de que las secuelas de Fukushima están acabando con la vida en todo el mundo, hay que tomarlas con más que un granito de sal. Como decía Rulfo: La vida no es muy seria en sus cosas.

DILEMA MORTAL

El eslogan favorito de algunos gringos pusilánimes durante la Guerra Fría con la URSS (1945-1991) fue el patético "Better red than dead" ("Mejor rojos que muertos"), pues creían que era inevitable e inminente el intercambio de misiles nucleares entre ambas potencias, con la aniquilación pronosticada de la especie humana entera (MAD: Mutual Assured Destruction). Ante tan alarmante posibilidad, decían, era preferible resignarse a volverse comunistas-totalitarios que acabar incinerados por defender sus principios capitalistas-democráticos. El intercambio bélico por todos tan temido no ocurrió, sino que a la URSS la derrumbaron sus propias contradicciones internas, y EUA se encaramó en el trono del mundo unipolar que hoy está terminando para volverse bipolar o tripolar, con China y Rusia, simplemente porque EUA se volvió loco y se endeudó de más (y no sólo industrial, laboral y comercialmente, sino moral, política, ideológica, social y sobre todo monetariamente, desde que en 1971 despegó a la estratosfera terminando el repaldo del oro al dólar fíat, de papel o electrónico). Después de su borrachera de poder de casi tres décadas (que le provoca hoy una mega-hiper-archi-súper cruda), EUA enfrenta hoy un dilema semejante, sólo que más acucioso. Pero es que hoy la amenaza es mucho peor que volverse comunistas: es volverse pacíficos. ¡Y eso sí que es inaceptable! Por eso hoy el grito de moda entre sus capitostes es "Better dead than peaceful!" ("Antes muertos que pacíficos"). Pero es que no hay opción: dejar de engordar al aparato industrial-militar y dejar de sabotear al antipático del Trump es una alternativa mil veces peor que la muerte por incineración de 260 millones de gringos. Hay que continuar la carrera armamentista y la guerra civil, aunque los bárbaros escalen ya los muros del castillo, listos para pasarnos a todos los humanos a cuchillo.

PROPÓSITOS DIFERENTES

Uno de los luchadores más aguerridos de la causa trumpiana es Trey Gowdy, republicano, que pasó de fiscal estatal (1994-2009) a diputado nacional (desde 2010). Famoso por su insólita franqueza (impúdica en un político), hoy confiesa: "En mi cargo anterior el objetivo del puesto era encontrar la verdad; en mi chamba actual, el objetivo es ganar". En ambos casos, a cualquier precio. Sólo que la profesión legal tiene reglas y es como el box, mientras que el oficio político es como la lucha libre y se vale todo.

ECLIPSE

Me dice una amiga astróloga: "Hay opiniones divididas sobre si los dos eclipses de luna llena (fin de un ciclo) favorecen o desfavorecen a Trump. El del año pasado se vio de costa a costa en EUA y le trajo huracanes, tormentas de hielo, inundaciones, sismos... El eclipse de ayer no sabemos qué traerá, pero los astros están avisando un fin de ciclo que favorece a Leo (signo de Trump). ¿Será Trump la némesis del DS (Deep State)?". Bueno, por lo pronto su doble golpe mediático (su State of the Union Address y la revelación del memo secreto FISA sobre el uso político de las agencias de investigación del estado) fue demoledor y tiene al Deep State turulato en la lona, en la cuenta de protección.

SENSACIONAL INVENTO

¿Cómo es que Al Gore no ha patentado este sensacional invento? ¡Con su Global Warming descubrió el procedimiento para fabricar hielo usando la estufa! Qué premio Nobel ni qué nada; este es el mayor invento del siglo, si no es que del milenio.